13 de noviembre de 2010

La Saliva de los Perros Ayudaran a la Investigacion de Canceres Raros

Un programa llamado ‘Canine Hereditary Cancer Consortium’ tiene el objetivo de estudiar la ocurrencia natural del cáncer en los perros, para hallar algún indicio de por qué este mal se desarrolla en mascotas y personas.

Los investigadores analizarán el ADN obtenido a través de la saliva de los perros para encontrar la raíz de algunos de los cánceres más raros.

Según Mark Neff, director del programa“Las enfermedades raras en los humanos también se manifiestan en los perros”. “Al estudiar el ADN de los caninos, esperamos podamos llegar más rápido al descubrimiento de las causas de este mal y también hallemos más pronto la mejor manera de tratar a los perros y los humanos”.

El proyecto, creado por los Institutos Translational Genomics Research (TGen) y Van Andel Research (VARI), contará con la colaboración de dueños de distintas razas de perros, que donarán muestras de la saliva de sus mascotas, sangre e incluso tumores, para ser examinados. Y es que alrededor de la mitad de los perros de más de 10 años, mueren a causa de algún tipo de cáncer.

“Muchos de los cánceres raros que padecen los humanos, son muy communes en los perros”, según Jeffrey Trent, presidentes y director de investigación de TGen y VARI. Los líderes de esta investigación aseguran que ningún perro será lastimado en el proceso de esta investigación con la que se busca mejorar los tratamientos contra el cáncer que administran a sus pacientes tanto oncólogos como veterinarios.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Se entiende por safari, una expedición o viaje que se lleva a cabo en algunas regiones de Africa Antiguamente esta palabra se utilizaba para denominar las expediciones que tenían el fin de cazar. Hoy en día esta palabra se utiliza para denominar la caza fotográfica de estos animales en los diferentes parques y reservas naturales que existen en los países africanos.

La palabra safari significa viaje en idioma suajili, de origen bantú. Ya entrado el siglo XIX, la expresión era común en varios idiomas del mundo en las regiones de África y gran parte de asia.

Países como Kenya, Tanzania, Sudáfrica o Namibia son preferidos por los turistas para ver en directo grandes animales. Gracias a su privilegiada situación consta con un gran número de reservas naturales y parques que permiten al visitante ver elefantes, leones, jirafas, búfalos, leopardos, guepardos, rinocerontes, cebras, gacelas, antílopes, flamencos y un increíble número de animales que viven en libertad, que mucha gente sólo logra conocer en los zoológicos de las grandes ciudades.

Oferta Especial para Lectores de este Blog