3 de septiembre de 2010

Una gata adoptó y dio de lactar a una ardilla bebe


Una gata ha conmovido a la ciudad estadounidense de Wilmot en el estado de Ohio (Estados Unidos) con un peculiar acto de amor maternal adoptar a una ardilla bebé que cayó de un árbol cerca de la casa de su dueña.

Según cuenta la dueña de la gata “Jingles”, Lisa Reichel, el roedor cayó de un árbol, ella la recogió y trató de alimentarlo con biberón, sin embargo el animal rechazó la leche.

Reichel dijo que no se le ocurrió mejor idea que juntar a la ardilla con su gata “Jingles”, quién recién había alumbrado a sus crías, y esta lo aceptó con total agrado. Ahora la gata protege a la ardilla y hasta le da de lactar.

LAS SEPARARÁN
Pese a todo el amor que le da, los expertos dicen que la experiencia con “Jingles” podría ser perjudicial para la ardilla.

“La ardilla considerará que la gata es su madre, y esto no es lo que queremos”, dijo Stephon Echagüe, director de un centro de rehabilitación para animales silvestres en CantonRep.

“Cuando crezcan se reconocerán como amigos, pero los gatos son cazadores de verdad y eso podría costarle la vida a la ardilla. Ella necesita estar con otras ardillas, saber que es una ardilla” agregó Echagüe.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Se entiende por safari, una expedición o viaje que se lleva a cabo en algunas regiones de Africa Antiguamente esta palabra se utilizaba para denominar las expediciones que tenían el fin de cazar. Hoy en día esta palabra se utiliza para denominar la caza fotográfica de estos animales en los diferentes parques y reservas naturales que existen en los países africanos.

La palabra safari significa viaje en idioma suajili, de origen bantú. Ya entrado el siglo XIX, la expresión era común en varios idiomas del mundo en las regiones de África y gran parte de asia.

Países como Kenya, Tanzania, Sudáfrica o Namibia son preferidos por los turistas para ver en directo grandes animales. Gracias a su privilegiada situación consta con un gran número de reservas naturales y parques que permiten al visitante ver elefantes, leones, jirafas, búfalos, leopardos, guepardos, rinocerontes, cebras, gacelas, antílopes, flamencos y un increíble número de animales que viven en libertad, que mucha gente sólo logra conocer en los zoológicos de las grandes ciudades.

Oferta Especial para Lectores de este Blog